Publicado en Entradas diarias del blog

Primera entrada del blog

Esta primera entrada de nuestro blog está destinada a lanzar “la pregunta” ¿qué pasaría con mi vida si muriera hoy?  La Biblia nos presenta dos realidades: la vida eterna con Cristo o la perdición eterna en el infierno o lago de fuego… (2 Tesalonisenses 1:6-10).

La vida eterna con Cristo se obtiene como un regalo a aquellos que como dice Romanos 10:9-10 “confiesan con su boca que Jesús es el Señor, y creen en su corazón que Dios le levantó de los muertos, para que sean salvos.  Porque con el corazón se cree para justicia, pero con la boca se confiesa para salvación”… sin esta fórmula la perdición eterna es INEVITABLE.

La clave de esta fórmula está en dos verbos: confesar y creer, para ambos se necesita convicción de que algo existe y de que es. Cuando confesamos nos hacemos partícipes y cuando creemos nos hacemos seguidores.  Para responder a la pregunta inicial es necesario confesar y creer en el formulado de Romanos 10:9-10… ya lo has hecho?