¿Es aceptable mentir para salir de un problema grave? ¿Qué dice la Biblia?
  • Envíenos sus preguntas o comentarios y le responderemos en base a lo que dice la Biblia acerca de su situación.  Además puede leer los comentarios de otras personas que han atravesado por experiencas como la suya.
  • Devocionales, estudios bíblicos y otros recursos que le ayudarán en su crecimiento espiritual.
  • Te has preguntado ¿qué hay después de la muerte?  La mayoría de las personas viven bajo el supuesto de que sus buenas obras lo llevarán al cielo pero, ¿es esto cierto?
  • 1
  • 2
  • 3

¿Es aceptable mentir para salvar una situación? ¿Qué dice la Biblia?

Encontrarse en una situación de vida o muerte o tal vez una situación en donde lo que está en juego es el trabajo, el cónyuge o el hogar ciertamente invita a mentir. Es en estos momentos en donde la sabiduría humano cobra vida y todo lo demás pasa a segundo plano. Muchos incluso piensan que, de hecho, pueden arrepentirse y pedir perdón después y que Dios en su misericordia los perdonará y que de este modo al final “salvarán el día”.

El ser humano miente, normalmente, porque desea evadir las consecuencias de determinada acción ya sea porque él la llevó a cabo o porque aunque no haya sido él las circunstancias de cierto modo lo involucran. Lo cierto es que, es en momentos como este en donde se ve la verdadera fe, convicción y obediencia a Dios en una persona. Él nos ha dicho en Sofonías 3:13 “El remanente de Israel no hará injusticia ni dirá mentira, ni en boca de ellos se hallará lengua engañosa; porque ellos serán apacentados, y dormirán, y no habrá quien los atemorice”.

En este pasaje bíblico claramente vemos las motivaciones que generalmente llevan a una persona a mentir: falta de paz, falta de control y temor. Pero Dios nos dice que sus hijos, sus escogidos, “su remanente” no mentirán porque él saldrá delante de ellos para calmar su corazón angustiado (apacentará), para traer paz (dormirán) y para librar de todo temor (no habrá quien los atemorice) ya que él conoce nuestros corazones y sabe cuales son nuestras debilidades. Él sabe que cuando una persona está angustiada por una situación extrema queda presa del temor y como consecuencia pierde la paz y la capacidad de descansar cuando duerme.

Lo importante es entender que NUNCA HAY JUSTIFICACIÓN EN MENTIR. La Palabra de Dios nos dice en 1 Corintios 10:13 “No os ha sobrevenido ninguna tentación que no sea humana; pero fiel es Dios, que no os dejará ser tentados más de lo que podéis resistir, sino que dará también juntamente con la tentación la salida, para que podáis soportar”. La mentira solo alarga la agonía ya que la Palabra de Dios nos dice que no hay nada oculto que no haya de salir a la luz (Mateo 10:26).  

Al mentir perdemos la perspectiva real de las cosas ya que, una mentira podrá salvarnos de una muerte terrenal mas no de una muerte eterna. Por muy terrible que parezca la situación, siempre podemos clamar a Dios por socorro… un corazón contrito y humillado él no desprecia (Salmos 51:17). Ciertamente, estamos en control de nuestras acciones mas no de las consecuencias que estas acarrean, siendo esto así debemos recordar que la mentira siempre involucra a un tercero y por este tercero Dios nos pedirá cuentas también.

Muchas veces hasta tomamos ejemplos bíblicos de personajes como Rahab quien escondió a los espías del pueblo de Israel que fueron a Jericó a ver la tierra que Dios les había prometido. En el caso de Rahab, ella hizo como acostumbraba hacer y mintió con respecto a la ubicación y al desconocimiento del origen de estos espías cuando el rey envió a solicitarle que los entregara. Ellos, al verse librados de los emisarios del rey, huyeron pero antes hicieron pacto con Rahab acordando que a cambio de su favor ellos no la matarían ni a ella ni a su familia siempre y cuando estuviesen reunidos en su casa lugar que ella señalaría con un cordón atado a la puerta (Josué capítulo 2).

El que Rahab y su familia se hubiesen salvado no fue el premio por su mal proceder sino la muestra de la misericordia de Dios por encima de sus acciones. Dios se mostró ante Rahab como un Dios de misericordia que aborrece el pecado mas ama al pecador. ¿Acaso el mismo Dios que días después derribara el muro de Jericó no hubiera podido librar a sus espías sin necesidad de una mentira? ¿Acaso el mismo Dios que creó el mundo y su plenitud no tenía el poder para librar a Rahab y a su familia si el rey hubiese querido tomar represalias en contra de ella y de los espías? La realidad es que cuando mentimos le decimos a Dios que no lo creemos capaz de librarnos.

Aquel que conoce la verdad de Cristo Jesús debe actuar por fe. Aún cuando haya fallado, no debemos añadir más a nuestro pecado al mentir. La Palabra de Dios nos dice que siete veces cae el justo y vuelve a levantarse (Proverbios 24:16). Y más importante aún son las palabras de Jesús en Juan 11:40 “Jesús le dijo: ¿No te he dicho que si crees, verás la gloria de Dios?”

Entonces, si la situación es tan grave que el temor y la incertidumbre te sobrecogen, por las razones que sean, clama a Dios por perdón, auxilio y amparo y él te responderá. Bien nos dice Salmos 34:6 “Este pobre clamó, y le oyó Jehová, y lo libró de todas sus angustias”.  Si haces esto te sorprenderás de lo que Dios en su misericordia y amor es capaz de hacer por aquel que en fe, clama a él.

Un pasaje bíblico que lo ayudará en los momentos desisivos está en Mateo 10:28-33 "Y no temáis a los que matan el cuerpo, mas el alma no pueden matar; temed más bien a aquel que puede destruir el alma y el cuerpo en el infierno. 29 ¿No se venden dos pajarillos por un cuarto? Con todo, ni uno de ellos cae a tierra sin vuestro Padre. 30 Pues aun vuestros cabellos están todos contados. 31 Así que, no temáis; más valéis vosotros que muchos pajarillos. 32 A cualquiera, pues, que me confiese delante de los hombres, yo también le confesaré delante de mi Padre que está en los cielos".

Comentarios:

Seudónimo: conocimiento
País desde donde nos escribe:: VENEZUELA
Comentario o testimonio: ¿DE QUE MANERA SE VERIA LA MENTIRA, USADA PARA SALVAR UNA VIDA?

Respuesta al comentario:

Parte de la estructura del hombre comprende un deseo casi ciego por preservar su vida... lo que muchos llaman instinto de supervivencia.  Es este mismo instinto que nos lleva a hacer cosas que, en situaciones cotidianas no haríamos.  Sin embargo, el mentir no es aceptable delante de los ojos de Dios bajo ninguna circunstancia.  Cuando decimos que mentimos para salvar una vida nos tomamos atribuciones que nos nos perteneces y aceveramos sobre capacidades que no tenemos. NADIE tiene el poder de dar o quitar una vida más que Dios. Es Él quien permite y pone límites.  El único que realmente puede salvar una vida es Jesús, y lo hizo así al ofrecerse en sacrificio en la cruz.  Decimos esto no de manera apasionada sino del modo más realista que pueda hacerse ya que la verdadera vida para la que el  hombre fue diseñado no se limita a los pocos años que viva durante su paso por este mundo sino a la eternidad para la cual su alma está destinada ya sea en el cielo con Cristo o en el infierno. 

Si desidimos elegir el pago inmediato, es decir, pecar (mentir) para preservar la vida en el lugar de paso entonces estamos diciendo que le damos más valor a lo que tenemos en la mano hoy día que al tesoro prometido en la vida venidera... en la eternidad.  En la Biblia encontramos el caso de Jacob y Esaú quien, para preservación momentánea, vendió su herencia y obtuvo el pago en corto plazo más no el disfrute eterno de lo que Dios tenía para él (Génesis 25:27-34).  A menudo olvidamos que estamos solo de paso en la tierra... es como comparar un año con un millón de años.  Damos más por ese año que por el millón.  Es como tener un bono certificado pagadero a 10 años cuyo valor en pago a 1 día es del 50% de su valor y de 500% de su valor a los 10 años. Es así como manejamos nuestras desiciones, en la mayoria de las ocaciones, nos conformamos con el 50% de lo que podemos tener... y hasta menos.

Sin embargo, vemos otro ejemplo como el de Ananías, Misael y Azarías (Sadrac, Mesac y Abed-nego) quienes no mintieron si siquiera ante el inminente riezgo de ser asesinados (Daniel 3).  Es esta la actitud que espera Dios de nosotros... y así y en momentos como estos en los que vemos la gloria de Dios. 

Bendiciones!!!

Who's Online

Hay 114 invitados y 27 miembros en línea

Mentir - Envíenos sus comentarios aquí

Correo electrónico: 
Seudónimo: 
País desde donde nos escribe: 
Comentario o testimonio: 
Por favor escriba el Código de Seguridad pfijrmvt ¡Ayúdenos a prevenir SPAM!